// estás leyendo...

(Sin categoría)

Inmenso, luminoso, sincero e intenso: así es el “Sun” de Cat Power, noveno álbum de estudio de la artista estadounidense. Ya los singles adelanto del disco nos hicieron presagiar lo mejor: ese ritmo latino de “Ruin” ( Bitching, complaining when some ṗeople who ain’t got shit to eat) y “Cherokee”, con esa hipnótica remezcla a cargo de Nicolas Jaar, pero “Sun” es mucho más. Desde luego mucho más que un cambio de estilo en la trayectoria de Chan Marshall. Es un de esos discos, como el “Back to Black” o el “Misseducation of Lauryn Hill”, que se van a tener en un futuro no muy lejano como referencia.

Con ese título y viendo su trayectoria anterior, todos nos esperábamos un disco crudo, donde la artista que antes había hecho del blues y el sonido sureño su seña de identidad, se iba a fijar en el sonido de Sun Records para colocarnos el típico disco post-ruptura seco, rudo y difícil. Más si tenemos en cuenta los problemas de alcoholismo por los que ha pasado recientemente. En essaysdigital.com cambio, Chan, ayudada por Philippe Zdar, se salta todas las expectativas y llena casi todas las canciones con sintes, claquetas y autotune sin que por ello el disco deje de sonar sincero. Y ahí radica uno de los grandes méritos de “Sun”: envolver unas letras amargas en un sonido mucho más “amable” sin perder por ello autenticidad.

“Nothin but time”, quizá la mejor canción del disco, se convierte con la inestimable ayuda de Iggy Pop, en un tema capaz de hacerte llorar y reír al mismo tiempo. Escuchar ese “it’s up to you to be a super hero”, conociendo como conocemos el historial de su autora, es de ese tipo de cosas que te ponen los pelos de punta. Y todo esto, con una música que aunque no tuvieras ni la más mínima idea de inglés, te seguiría emocionando de la misma manera. Pero tampoco es que en estos 11 minutos que dura “Nothin but time” se acaben las virtudes de “Sun”. Ahí están las ya mencionadas “Cherokee” y “Ruin”; “Manhattan” y ese piano tétrico o “3,6,9″ que parece ser se compuso durante una resaca monumental.

Decir que “Sun” supone una ruptura de sonido con respecto a los anteriores trabajos de Cat Power se antoja superfluo cuando ella nos sigue dando lo que siempre nos ha dado. Una fragilidad y sinceridad aplastantes envueltas en unos sonidos subyugantes. Que para ello recurra a una guitarra eléctrica o a una caja de ritmos es lo de menos. Lo que sí resulta novedoso en este trabajo es que el conjunto resulta mucho más accesible que en otras ocasiones. Quizá sea arriesgado afirmar que con este trabajo la autora de “You are free” pueda llegar a un público “masivo” pero si yo tuviera que prestar alguno de sus discos a alguien que jamás hubiera oído hablar de ella, prestaría este.

Te gustará si: eres una persona humana y tienes un mínimo de sensibilidad.
Temas destacados: “Manhattan”, “Ruin”, “Nothin but time”, “Sun”.
Nota:9.
Escúchalo en: npr.

Comparte este artículo:

Comentarios

No hay comentarios para “”

RSS de los comentarios de este artículo | Dirección de trackback

Escribir un comentario

2018 discotraxx.es Entradas (RSS)
Theme by The Masterplan Powered by WordPress