// estás leyendo...

Discos

Klaus & Kinski: Tierra, trágalos

Correcto, apreciable, interesante, agradable, simpático… Esos son alguno de los adjetivos que me venían a la mente al tratar de describir Tu hoguera está ardiendo, el primer álbum de los murcianos Klaus & Kinski. Nada negativo, en realidad, pero tampoco demasiado entusiasta. Las mayores pegas que le ponía son tres que ya se han convertido prácticamente en clásicas a base de verlas repetidas: su duración (una hora repartida en 14 canciones que se me acababa haciendo larga), el eclecticismo estilístico (tal vez porque algunos de sus acercamientos a géneros poco frecuentes no me convencían, sigue sin hacerlo “Mengele y el amor”, por ejemplo) y la voz de Marina (que no es una cuestión de buena o mala voz, yo soy más de las que me llegan o no, y esta era de las segundas).

Pero resulta que llega Tierra, trágalos y al analizar el disco uno se da cuenta de que poco ha cambiado esencialmente con respecto al anterior, y de que esos tres elementos siguen estando ahí, intactos. E incluyen de nuevo 14 canciones (15 en la edición de vinilo) y yo no tengo nada que objetar porque me gustan todas y se me pasa la hora en un suspiro. Y vuelven a experimentar con estilos alejados del pop ortodoxo (country, bossa nova, swing, copla…) y pienso que cuánto talento hay que tener para superar todos los intentos con nota. Y sigo sin poder evitar imaginarme cómo sonarían algunas canciones (“Brilla como una estrella”, “Forma, sentido y realidad”, “Luego vendrán los madremías”…) intepretadas por una voz con más garra, pero al mismo tiempo pienso en lo bien que le sienta la de Marina a otras (“Deja el odio para después de comer”, “El Rey del Mambo y la Reina de Saba”, “Los niños muertos y la decadencia política”…), y que realmente es una de las razones que contribuyen sobremanera a hacer de Klaus & Kinski un grupo excepcional, y que lo de que no se entiendan a veces las (magníficas) letras tampoco es un defecto per se (nunca lo fue para mí con Los Planetas del principio), y que en realidad tampoco es cierto del todo porque en casa, con los cascos buenos, sí las entiendo.

¿Dónde está el cambio, entonces? ¿Por qué antes eran para mí un grupo de bienes, con algunos notables y el raro sobresaliente, y ahora no me costaría otorgarles la matrícula de honor? ¿Han cambiado ellos o he cambiado yo? ¿Han pulido realmente su sonido y presentan mejores canciones o es que yo no estaba preparado y mi torpeza requirió de un segundo intento para acabar rendido a sus pies? Quién sabe, podría ser una cosa, la otra, ambas o ninguna, ya sabemos que esto no es una ciencia exacta, y lo único cierto es que este extraordinario álbum me ha maravillado, y que me subo al tren de Klaus & Kinski dos años más tarde, si me dejan.

Comparte este artículo:

Artículos relacionados:

Comentarios

10 comentarios para “Klaus & Kinski: Tierra, trágalos”

RSS de los comentarios de este artículo | Dirección de trackback

  1. Qué guay que te gusten. Yo estoy descubriendo ahora algunas canciones de este segundo disco que no me convencían, como ‘Ya estaba así cuando llegué’ o ‘Los madremías’ (no las distinguía entre sí) o ‘El rey del mambo’, que no me gustaba tanto como ‘Mengele’, pero ahora sí.

    Escrito por supervago | abril 7, 2010, 13:21
  2. Tal vez tenga que hacer yo eso con las que no me convencen del primero. Con el segundo la verdad es que no he tenido que hacer “esfuerzos adicionales” con ninguna.

    Escrito por eurocero | abril 7, 2010, 13:51
  3. Pues a mí me sigue gustando más el anterior (vale, era humanamente imposible escucharlo entero, pero por partes…). Este está bien (también larguíiiiisimo, por qué se empeñarán en meterle todas las canciones que componen), pero me parece que le falta algo, o la voz de Marina es especialmente irritante, o me faltan escuchas, o yo qué sé. En todo caso mi nota es un GUAY!.

    Escrito por eva | abril 7, 2010, 13:53
  4. ¡Un GUAY es muy buena nota!

    Escrito por eurocero | abril 7, 2010, 16:33
  5. A mi ya no me ponen triste así que los prefiero ahora! Me estoy enganchando poco a poco

    Escrito por astredu | abril 8, 2010, 10:15
  6. Pero se sigue confundiendo la forma de escribir el nombre, es todo junto sin espacios y en minúsculas.

    Escrito por Patty Heart | abril 13, 2010, 02:08
  7. Hay para todos los gustos. En las portadas de los discos aparece todo junto en minúsculas. En su myspace aparece todo junto, pero en mayúsculas. En last.fm ha acabado imponiéndose la versión separada y en mayúsculas, que es también la que suele venir en los emails promocionales de Jabalina.

    Y, lo más importante, ellos en una entrevista decían que les daba un poco igual, así que no creo que sea una cosa en la que haya que ser demasiado estrictos.

    Escrito por eurocero | abril 13, 2010, 03:18
  8. Bueno, si les da igual entonces quién soy yo para decir nada.
    Pero vamos, que voto por como lo escriben ellos mismos (discos y facebook mayormente).

    Escrito por Patty Heart | abril 14, 2010, 00:55
  9. A mi me encantan los dos discos. Solo tengo un pequeño problema en alguna canción con la voz de la cantante. De hecho, es la primera vez que se correlaciona tan negativamente lo mucho que me gusta un disco y lo poco que querría ir a verlos en directo, porquede lo que he visto en videos, La voz de ella “nunca está a la altura”. Todo sea dicho, no son canciones especialmente fáciles de cantar..

    Escrito por undiablanco | junio 19, 2010, 12:23
  10. Pues yo soy más feliz desde que los borré de mi iPod.

    Escrito por we are the pigs | junio 21, 2010, 14:09

Escribir un comentario