// estás leyendo...

Discos

La Casa Azul: La nueva Yma Sumac – Lo que nos dejó la revolución

270_ER-1144GEl que parece será el último single de La Revolución sexual llega con temas inéditos, versiones de otras canciones y parte de los conciertos que Guille ha ido dando a lo largo de este año y el pasado. No es un single al uso, tampoco es un EP ni por supuesto es “el nuevo disco de La Casa Azul”. Si acaso, es un single XXL que los fans agradecemos por la gran cantidad de material extra (y nuevo) que trae.

El éxito de La revolución sexual (que hizo que hasta en el supermercado de mi barrio se escuchara continuamente la canción, cuando la mayoría de las veces lo que se oye es Kiko y Shara y Niña Pastori) hace que se hayan realizado adaptaciones del tema a otros idiomas que están incluídas en el disco y que, digamos, es lo menos interesante: al inglés (cantada por el propio Guille), al coreano (que estaba incluída en la edición coreana del disco) y al alemán, siendo esta última la única que aporta alguna variación musical a la original. Lo único que el alemán me sigue pareciendo un idioma tan dulce para escucharlo en una canción como que te raspen el oído con piedra pómez.

Son las versiones del disco las que aportan los momentos más interesantes. La nueva Yma Sumac cantada por el grupo japonés The Aprils mientras Guille recarga más y más la canción con samplers de, por ejemplo, Super Mario Bros se convierte en un tema igual de pegajoso o más que el original. La versión de Chicos malos ambientada en un club (con sonido ambiente todo el rato y aplausos, presentador y murmullos) y cantada en inglés junto a Douglas queda muy bien, aunque lo arriesgado de la apuesta haga que al final todo el ruído de fondo termine haciéndola un poco cansina. Y no tan buena idea me parece la de hacer esa versión de Señora de Serrat, que no viene a cuento no porque la destroce, sino porque en boca de Guille queda bastante ridícula. Cosa que no pasa con I want you back de los Jackson 5, más que nada porque las variaciones son mínimas y porque parece que la respeta demasiado como para meterle demasiado la tijera. Algo que también le ocurre con Surf up and down, homenaje a Helen Love y su Jump up and down: apenas se diferencian y las dos son bastante jingle publicitario (yo la veo en un anuncio de Sunny Delight). Y para terminar con las versiones, se incluye la de “Love is in the air”, que aunque en el disco le falta un poco de fuerza, es sólo pensar en las sensaciones cuando la escuchaba en directo y se me pone todo de punta.

El disco se completa con cuatro temas en directo recogidos en sus conciertos: El momento más feliz, Superguay (que en directo me pone aún más los pelos de punta), Chicos malos y La revolución sexual. Un buen punto y final a un disco hecho por alguien que sabe que hay gente que, ansiosa de nuevo material, agradece este tipo de productos. Y se agradece que no se haya recurrido a la edición especial del disco original con todo este contenido en un cd adicional y que no tengamos que pagar por algo que ya tenemos.

El disco además viene con pista de datos con el chulísimo video de La nueva Yma Sumac en español y japonés, además de fondos de pantalla. Y todo esto por 12 euros.

Comparte este artículo:

Artículos relacionados:

Comentarios

1 comentario para “La Casa Azul: La nueva Yma Sumac – Lo que nos dejó la revolución”

RSS de los comentarios de este artículo | Dirección de trackback

  1. Yo lo he escuchado una vez entero, y, bueno, está bien como curiosidad, pero tampoco creo que le de muchas vueltas más. Quemé bastante La revolución sexual y tampoco me apetecen muchas más reinterpretaciones (aunque algunas están bastante bien, sí).

    Escrito por eurocero | septiembre 16, 2009, 00:18

Escribir un comentario